Los 5 mejores platillos de 2018

Los 5 mejores platillos de 2018

Crash, ride, hi-hat, splash… Los platillos de batería añaden ese extra de magia a la música que ningún otro instrumento puede realmente reemplazar. A través de las vibraciones de estos discos de percusión intrincadamente elaborados es posible añadir ambiente, resonancia y texturas diferentes. Los fabricantes de platillos nos han vuelto a deleitar este año 2018 con varios sonidos excitantes y algunos conceptos interesantes. Aquí va nuestro Top 5 de las ofertas que han llegado este año…


Paiste 10″ PSTX Splash Stack 10/08

Corto, conciso y crujiente. Con la PSTX series, Paiste ha tocado una de las fibras sensibles de los que tocan la batería, ya que los platillos de efecto hechos de B8 y latón no sólo suenan bien, sino que también suelen ser bastante asequibles. El Splash Stack 10/18, presentado a principios de 2018, puede producir más que un sólo sonido. Se compone de un platillo splash de 10” perforado y un splash de 8” con la campana invertida. Permite cambiar no sólo la duración del sustain a través de un tornillo de trípode, sino que ambas partes pueden usarse de forma independiente o en combinación con otros platillos.


Istanbul Agop Clap Stack

Trevor Lawrence Jr. ha sido la inspiración para el desarrollo del Istanbul Agop Clap Stacks. El tipo no sólo ha tocado con Herbie Hancock, también es conocedor de lo bien que una buena palmada puede sonar. Tres discos de metal delgados a los que se les ha dado forma con martillo proporcionan de forma increíble una auténtica imitación de sonidos electrónicos de palmas. Se trata de tres discos de once, trece y quince pulgadas, tamaños que recuerdan a los tres tipos distintos de pizza (pequeña, mediana y familiar), por lo que hablamos de platillo largos que, como pasa con otros platillos tipo stack, permiten ajustar el sustain a través de los tornillos del propio plato. Y por supuesto, se pueden conseguir otros sonidos extraordinarios combinando los tres discos de distintas maneras.


Sabian HHX X-treme Groove Pack

La serie HHX de Sabian continúa disfrutando de gran popularidad y con el HHX X-treme Groove Pack los especialistas de producto de Sabian han empaquetado recientemente algunos de los componentes de su modelo más vendido en un set de platillos que suena muy bien. Con sus 15”, los Groove Hats son unos hi hats de gran tamaño que suenan gruesos y al mismo tiempo precisos, y pueden ser usados prácticamente en cualquier estilo. Por su parte, los X-treme crashes son unos platillos de crash finos con una respuesta rápida y un sonido con un carácter ligeramente sucio, que encajan con el resto perfectamente. Con tamaños de 17 y 19 pulgadas, el hecho de que sean una pulgada mayor que el resto de tamaños estándar hacen que su sonido sean aún más excitante. Por último, el Groove Ride de 21” tiene un ataque brillante y definido que no suena demasiado seco. Un todo terreno en el mejor de los sentidos. En términos de presupuesto, el X-treme Groove Pack es imbatible.


Meinl 16″ Byzance Sand Hi-Hat

Ya es más que conocido el hecho de que Benny Greb sea uno de los baterías modernos más excitantes del momento. Pero quizás no todo el mundo conoce aún que ha lanzado al mercado una poderosa versión de 16 pulgadas de sus Byzance Sand Hats con Meinl. Son secos y suenan mucho más oscuros, más ruidosos y más retro que el modelo de 14 pulgadas y deberían ser, por tanto, no sólo perfectos para trabajo de estudio, sino también para cualquier ocasión que requiera un sonido ligeramente menos cortante que el típico sonido que proporcionan los Hi Hats comunes. No sólo los fans de Benny deberían probar estos excepcionales hi hats.


Zildjian K-Custom Special Dry Pack

Zildjian ha tocado nuestra fibra sensible con sus nuevos platillos K Custom Special Dry. Estos platillos de alto standing se adecuan perfectamente a muchos estilos modernos. Tienen una respuesta rápida, suenan secos pero no apagados, y tienen una definición clara. Esto los hace igualmente adecuados para labores de grabación o simplemente cuando se necesita tocar más suavemente. Su sustain recortado sin embargo, también es adecuado para baterías que tocan rápido y con fuerza y, por tanto, necesitan platillos que no se mantengan resonando eternamente. Comprados individualmente, el Ride de 21”, los crash de 16” y 18” y el hi hat de 14” requerirán que hagas una inversión seria y te rasques el bolsillo. No obstante, para este Special Dry Pack seleccionado a mano, el precio es mucho más asequible para los músicos.


Los platillos de batería son mágicos, esperamos que hayáis disfrutado de nuestro Top 5 de los mejores platillos de 2018. ¿Cuáles habéis probado ya? ¿Cuáles otros recomendaríais a nuestra comunidad musical? Por favor, ¡nos encantaría leer vuestras impresiones en los comentarios! ✍️

Author’s gravatar
Juanma vive en Barcelona y se pasa el día inmerso en el mundo de la música entre ensayos, grabaciones y conciertos.

Deja un comentario